¿Qué es el Método Pilates? 

Es un método de ejercicio físico que consiste en ejercitar el cuerpo y la mente con movimientos suaves y a la vez constantes, lo cual necesita mucha concentración a lo largo de cada sesión. Son importantes tanto la técnica como la fuerza, la resistencia, la flexibilidad muscular y el auto control, que mejoran con la práctica. 

Principios de Pilates

  • Alineamiento: Consiste en la correcta posición de la columna vertebral. Se trata de obtener la mejor postura mecánica, en términos de eficiencia, para el cuerpo. Se pueden emplear varios ejercicios del método para obtener la postura correcta y adquirir el hábito de mantenerla en todo momento.

  • Centralización: Es un nombre metafórico para describir la base del método Pilates. Describe el importante grupo formado por los  músculos abdominales, lumbares, abductores, aductores y de la región glútea. Estos grupos musculares forman la base del método y son los implicados en el inicio y desarrollo de la totalidad de los movimientos. Además, desarrollar estas regiones protege la columna vertebral durante el transcurso de los ejercicios. 

  • Concentración: Principio básico para un buen transito del cuerpo y la mente durante la práctica de cada ejercicio. Estar totalmente mentalizados nos hará trabajar mejor creando una disciplina.

  • Control: Es fundamental mantener el control de la mente y de todos nuestros músculos sin hacer movimientos bruscos que puedan ocasionar alguna lesión en nuestro cuerpo. Esto solo se consigue con la práctica. 

  • Precisión: Consiste en ejercitar el cuerpo con movimientos rítmicos, con la precisión que se adquiere con la práctica. El método Pilates tiene un por qué en cada movimiento, y hacerlo de forma correcta ayudará en gran medida a que ese “por qué” tenga los efectos que debe tener tras cada ejercicio.

  • Fluidez: El método Pilates tiene que seguirse con movimientos fluidos, de la  forma más natural posible: ni muy rápidos, ni muy lentos. Este equilibrio se consigue con la práctica.

  • Respiración: Uno de los factores más importantes en este listado de los principio del método de Pilates es saber “respirar”, saber oxigenar nuestro cuerpo (limpiar nuestro torrente sanguíneo) También la debida respiración aportará resistencia. Una buena respiración durante la práctica de Pilates será beneficiosa para la columna vertebral y las extremidades, tanto superiores como inferiores.

¿Qué beneficios conseguimos con el método pilates?

Son muchos los beneficios que puede originar para el organismo la práctica del método Pilates. Desde tener un cuerpo sano y sin dolencias hasta reducir el estrés y todos los problemas que acarrea en la salud de las personas que lo padecen.

Los beneficios de practicar Pilates son muchos, ya que revitaliza y potencia el desarrollo muscular, protegiendo la estructura ósea del cuerpo. Con cada sesión de ejercicio, cuanto más y mejor se practique, mayor será la sensación de bienestar general.

Adiós dolores de espalda

Gracias a esta práctica mantendremos una postura correcta  que aliviará algunas dolencias en las articulaciones. Actividades cotidianas como ir a la oficina, ir a la universidad, conducir o hacer las labores en el hogar nos generan tensión nerviosa en algunas zonas de la columna, Este proceso, totalmente natural, es causado por errores posturales o por simple acumulación normal de tensión. Los ejercicios de Pilates buscan disipar estas tensiones, fundamentalmente a través del principio de centralización o “mansión del poder”.

Mejoras en nuestra figura

Una buena dieta y las sesiones de Pilates harán que el usuario se sienta mejor físicamente y reduzca varias tallas.

El método Pilates, además de un ejercicio de auto-control, disciplina y una fuente de equilibrio psicológico, es un excelente método de pérdida de peso. Sus ejercicios requieren un esfuerzo físico equivalente a otras modalidades de ejercicio utilizadas específicamente para la pérdida de peso progresiva.

La mejoría que presenta Pilates en nuestro cuerpo es realmente asombrosa, ya que con este método, alargamos ciertos músculos cortos, nos hacemos flexibles y fortalecemos los músculos más débiles.

Con la práctica continuada de Pilates se sigue un modo de vida saludable, se mejora la capacidad de concentración y se reduce la propensión a la ansiedad y las sensaciones de agobio, siempre que se ejecuten correctamente los ejercicios.

Mejora el aspecto estético del abdomen, eliminando el perímetro abdominal en un periodo de tiempo relativamente corto.

Pilates y el Embarazo

El embarazo produce cambios físicos en las mujeres y la práctica del método Pilates ayuda a sobrellevar las molestias físicas durante la gestación. También mantiene una postura correcta de la pelvis, que durante los nueve meses sufre cambio en cuanto a ensanchamiento.

La práctica de Pilates reduce los dolores lumbares y mediante sus ejercicios tonifica y revitaliza algunas zonas de interés para la mujer embarazada; como el abdomen, los senos (pectorales) y la cadera en su totalidad (la pelvis).

 

Beneficios de Pilates en Embarazadas

La práctica de Pilates es sumamente beneficiosa para la mujer embarazada. Varios de sus principios consisten, fundamentalmente, en lograr un fortalecimiento de zonas del cuerpo propensas a generar molestias y dolores. Durante el embarazo aumenta el peso de la mujer y se producen cambios que resultan en un mayor trabajo para grupos concretos de músculos. Fortalecer los músculos que rodean la columna vertebral disipará y corregirá las molestias habituales durante el embarazo. También se aprecian efectos positivos durante la recuperación post-parto.

Mejora y Regula el Sistema Cardiovascular
  • Regula el ritmo cardiaco.
  • Mejora la circulación en el cuerpo.
  • Reduce la dilatación venosa  (aparición de varices)
  • Mejora la tensión arterial de todo el cuerpo.
 
Mejora la Condición Muscular
  • Mejora y revitaliza el sistema muscular.
  • Se reduce los calambres.
  • Ayuda a una  mejor postura.
  • Reduce notablemente  los dolores lumbares
  • Reducción de estrías
  
Problemas e Inconvenientes para evitar la Práctica de Pilates
En qué casos los ejercicios de Pilates no están permitidos en las mujeres embarazadas, sabiendo que algunas personas en gestación pueden tener alguna enfermedad o alguna secuela que pueden impedir llevar un embarazo.
  • Hipertensión inducida por el embarazo o mal controlada
  • Rotura prematura de membranas en la gestante
  • Casos de parto prematuro
  • Sangrado vaginal (de cualquier tipo)
  • Exposición de placenta previa
  • Problemas  de diabetes
  • Enfermedad cardiaca materna (cardiovascular, soplo al corazón)
  • Enfermedad pulmonar restrictiva (tuberculosis, fibrosis pulmonar, pleuresía)

Evita un Aumento Excesivo de Peso
  • Brinda una mejor condición física
  • Reduce la celulitis en gran forma.
  • Reduce la retención de líquidos en las extremidades inferiores.
 
Regula el Sistema Digestivo
  • Disminuye flatulencia y gases
  • Reduce el estreñimiento.
 
Aumenta el Bienestar Psicológico
  • Desparece en gran parte  la fatiga, la depresión y el insomnio
  • La ansiedad baja considerablemente
  • Libera de esteres y demás tensiones

Dirección

Calle Manuel Azaña 33
Valladolid, 47014
España

Contacto

672103002

983170042